Septuaginta

Septuaginta, denominación que recibe la antigua traducción

griega del Antiguo Testamento hebreo. El término se deriva de

la palabra latina septuaginta (‘setenta’, de ahí su

acostumbrada abreviatura LXX), que se refiere a los 70 (quizá

72) traductores que se consideró habían sido nombrados por el

sumo sacerdote hebreo de aquellos tiempos para traducir al

griego la Biblia hebrea a instancias del Rey de Egipto Tolomeo

II Filadelfo (285-246 a.C.).

La leyenda de los 70 traductores contiene elementos de

verdad, ya que la Torá (los cinco libros de Moisés: Génesis,

Éxodo, Levítico, Números y Deuteronomio) tal vez fuera

traducida a la lengua griega en el siglo III a.C. para atender a

las necesidades espirituales de los judíos que vivían fuera de

Palestina y que, al hablar griego, habían perdido la posibilidad

de leer sus Sagradas Escrituras en el original hebreo. La

traducción de los demás libros del Antiguo Testamento hebreo,

la adición al mismo de libros y otros capítulos (los libros

deuterocanónicos) y la producción final del Antiguo Testamento 

griego como Biblia de la primera Iglesia cristiana, constituye

una historia muy compleja. Por cuanto la Septuaginta, en lugar

del texto hebreo, se convirtió en la Biblia de la Iglesia

primitiva, hacia el siglo III se realizaron otras traducciones

judías al griego de la Biblia hebrea; de éstas sobreviven sólo

algunos fragmentos, y su historia es aún más oscura que la de

la Septuaginta.


About this entry